Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor > Mantenimiento del automóvil

Conducir con nieve

Mantener la seguridad en circunstancias climatológicas adversas es más fácil si se intenta ver bien y ser visto y se evitan aceleraciones y frenazos bruscos.

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 30 diciembre de 2003
Cuando el blanco elemento nos sorprenda en la carretera es aconsejable prestar atención y observar una serie de sencillas normas que se exponen a continuación:

- En la mayoría de las ocasiones el temporal es previsible. Siga los consejos de habituales de Tráfico: reduzca los viajes, lleve el teléfono móvil, ropa de abrigo, trate de evitar las carreteras secundarias y procure no viajar de noche.

- Lleve las cadenas.

- Antes de salir de viaje, pruebe a colocar y retirar las cadenas en el garaje. Es una maniobra sencilla pero que requiere un poco de práctica. Hay que tener en cuenta que a varios grados bajo cero, una ventisca y con las manos muy frías la operación va a ser bastante más difícil.

- Tan pronto como la carretera se vea blanca, lo demanden las Fuerzas de Seguridad o lo indique la señalización deberá colocar las cadenas al coche. No espere a estar bloqueado.

- Las cadenas se instalarán en lugares apartados de la calzada y de fácil acceso para el vehículo, evitando en todo momento entorpecer la circulación.

- Encienda las luces de cruce, aunque sea de día. Así se hará más visible para el resto de los conductores.

- Compruebe el funcionamiento de los limpiaparabrisas y la luneta térmica.

- Utilice el sistema de ventilación del vehículo para eliminar el vaho sobre los cristales. Si es necesario, deténgase en un lugar seguro y limpie espejos y cristales con una bayeta seca.

- Evite aceleraciones y deceleraciones bruscas, así como adelantamientos.

- Intente anticiparse a cualquier incidencia para no verse obligado a utilizar los frenos.

- Reduzca la velocidad y aumente la distancia de seguridad con el vehículo que le precede.

- Tenga especial precaución con la nieve pisada en la calzada. Se transforma en hielo y es muy deslizante. Si puede elegir, es mejor llevar las ruedas del vehículo por nieve virgen.

- Limpie periódicamente la nieve que se acumula en el guardabarros y que puede obstaculizar el giro de las ruedas.

Si a pesar de todas estas precauciones, debido a las condiciones meteorológicas se queda bloqueado en la carretera:

- No se pare nunca en la calzada.

- Aparque fuera de la carretera.

- No abandone el vehículo si no está completamente seguro de poder llegar a una casa o refugio para solicitar ayuda.

- No adelante a un vehículo bloqueado por nieve en carretera sin estar totalmente seguro de poder hacerlo, dejando la vía libre después de realizar la maniobra.

- No adelante a una máquina quitanieves mientras se encuentre trabajando.

Etiquetas:

cadenas hielo nieve

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones