Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor

La comodidad de los niños en el coche

Las marcas han mejorado los sistemas de seguridad infantil, pero pocas incluyen ideas para conseguir un viaje entretenido

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 3 septiembre de 2007

Los accidentes de circulación son una de las principales causas de mortalidad infantil. Cada tres días un menor de 14 años fallece en la carretera por viajar sin los dispositivos de seguridad necesarios o por hacer un mal uso de ellos. De ahí la obsesión de los fabricantes por mejorar la seguridad de los vehículos. Sin embargo, los desplazamientos largos tienen otra exigencia: hacer que el viaje resulte cómodo a los más pequeños. Un aspecto que hasta ahora ha descuidado la mayoría de las marcas, pero que empieza a ser imprescindible. Entre las ideas que se proponen, destacan bandejas para pintar, fundas para proteger los respaldos de pisadas, un proyector de cielo estrellado y un revolucionario sistema de navegación que, entre otras cosas, avisa de la duración del viaje y anima a los pequeños a dormir con él.

Diversión durante el viaje

/imgs/2007/09/nino04.jpg

La mayoría de los niños disfruta en espacios abiertos en los que dar rienda suelta a su imaginación y jugar hasta cansarse. Por ello, un viaje en coche puede suponer un importante reto tanto para ellos como para sus padres. Si el trayecto es corto, entretenerles con canciones o juguetes puede resultar fácil pero, ¿cómo conseguir lo mismo en un viaje largo? En general, son pocas las marcas de vehículos que tienen en cuenta este aspecto. La seguridad en el automóvil concentra gran parte de los esfuerzos de los fabricantes, lo que ha llevado a los pequeños a reclamar parte de su atención.

Se pretende que los turismos sean un salón de juegos en miniatura, que proporcione confort y seguridad

El objetivo es que los turismos sean como un salón de juegos en miniatura que proporcione a la vez confort y seguridad. Así, al menos, se lo ha planteado un nuevo proyecto de investigación denominado KIDs CAR e impulsado por el Grupo Volkswagen. El estudio recoge informes, investigaciones y encuestas a clientes, que han permitido recabar información para determinar qué elementos son los más relevantes para los padres y los niños. En concreto, se centra en seis temas a partir de los cuales cada grupo ha aportado sus propias ideas.

  • Suciedad y seguridad
  • Ayuda a los padres

  • Comodidad infantil

  • Multiusos

  • Dormir en el coche

  • Juguetes apropiados para divertirse en cualquier vehículo.

De acuerdo a estos parámetros, el grupo automovilístico ha probado en dos modelos familiares, el Volkswagen Touran y el Audi Q7, las aportaciones de unos y otros. Para ello se ha tenido en cuenta la posibilidad de adaptar el equipamiento del coche a cada edad, con elementos susceptibles de ser añadidos o suprimidos a medida que los pequeños dejan de serlo. Siempre es posible realizar el equipamiento del vehículo para adaptarlo a los niños, así como volver al equipamiento inicial con facilidad. El principal inconveniente, como es habitual, es el precio. Se puede adquirir un Touran desde 21.460 euros, mientras que el Audi Q7 con equipamiento básico está a la venta a partir de 54.180 euros.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 2]
  • Ir a la página siguiente: Nuevo equipamiento »

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones