Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Nuevas tecnologías > Hardware

El móvil como monedero electrónico

Desde lectores de tarjetas de crédito a plataformas de micropagos, el teléfono puede convertirse en el centro financiero del usuario

Img pagomovil portada Imagen: Erik Hersman

Los sistemas
de pago a través
del móvil suponen, en su mayoría, una forma rápida y
sencilla de realizar transacciones en comercios, cines, estadios deportivos o museos. Sin embargo, la
desconfianza de muchos consumidores y las altas comisiones que
cobran algunas de estas plataformas han relegado su uso a operaciones puntuales, hasta el momento, cuando no obligan a desistir de su
empleo después de un tiempo. La irrupción de los móviles con los que se puede navegar por Internet, junto a nuevas propuestas, puede revertir este panorama. Tarjetas de prepago virtual, PayPal Móvil, SMS Premium o lectores de tarjetas de crédito son algunas posibilidades. No en vano, el presidente de Google, Eric Schmidt, dijo la semana pasada en Barcelona que el móvil es con toda probabilidad la tarjeta de crédito del futuro.

Imagen: Erik Hersman

En países como Japón, donde el uso del teléfono móvil está muy extendido entre la población, los sistemas de pago a través del móvil permiten a los usuarios hacer pequeñas compras que luego se cargan en su factura telefónica o bien utilizar plataformas de micropagos con tarjetas recargables. Un ejemplo es la popular Suica, una tarjeta de prepago virtual que dispone de versión móvil para utilizar en comercios, máquinas expendedoras de oficina ("vending") o en el transporte público. Se recarga a través de una tarjeta de crédito asociada.

El móvil como banco personal

Desde el último trimestre de 2009 es posible realizar pagos desde PayPal móvil en España. Entre las acciones que se pueden realizar con este sistema de micropagos destaca la consulta del historial de movimientos, la ejecución de pagos o la verificación del saldo disponible. PayPal Móvil funciona cuando se asocia el número de teléfono móvil con la cuenta PayPal del usuario.

En España, uno de los sistemas que mayor éxito ha tenido es el pago mediante SMS Premium

El objetivo es realizar pagos desde la página web de Paypal adaptada para los teléfonos móviles, mediante el envío de SMS o desde aplicaciones específicas, como la desarrollada para el iPhone, para el sistema operativo Android y para los modelos Blackberry.

En España, uno de los sistemas a través del móvil que mayor éxito ha tenido es el pago mediante SMS Premium (mensajes cortos de tarificación adicional). Es un sistema muy habitual en programas de televisión y también como herramienta de micropagos en algunos comercios on line. Implica que la operadora adelanta el dinero del pago y luego se lo carga en la factura al usuario con un coste adicional.

El método también ha tenido gran aceptación en Estados Unidos como forma de recaudar fondos para la población haitiana tras el reciente terremoto, pero ha supuesto un importante reto para los proveedores de acceso al tener que adelantar decenas de millones de dólares que tardarán meses en cobrar de sus clientes, dado que las facturas de teléfono son trimestrales. Es un planteamiento que sitúa a los operadores en la función de bancos, algo para lo que no están autorizados.

Adiós a Mobipay

Otro de los sistemas posibles de pago a través del móvil fue hasta hace poco Mobipay, que hibridaba en el dispositivo las funciones crediticias con las de la mera comunicación. Sin embargo, la empresa cerró sus puertas el pasado 31 de diciembre. Esta iniciativa estaba impulsada por los principales operadores de telecomunicaciones, junto con un número importante de entidades financieras. La pretensión final era también que el móvil actuara como banco del usuario, pero con la supervisión de los actores tradicionales en el sector financiero.

Una de las razones del fracaso de Mobipay fueron sus costes adicionales, que resultaban insoportables en un uso continuado

Los usuarios que se registraban en el sistema podían utilizar el móvil como pasarela de pago; mediante un código personal, los consumidores podían confirmar la transacción en los puntos de venta físicos y virtuales que estuvieran adscritos al sistema. Mobipay permitía asociar como medio de pago una tarjeta o una cuenta corriente de una entidad financiera, pero también el propio número de teléfono.

¿Por qué fracaso? Una de las muchas razones fueron sus costes adicionales, que resultaban insoportables en un uso continuado. La mayoría de estos sistemas tienen la desventaja de cobrar diferentes comisiones que encarecen la transacción, ya que los operadores tienen que actuar durante el periodo que tardan en ingresar la factura como entidades crediticias y prestadoras de dinero. Paypal Móvil sólo cobra al receptor del dinero, pero si es necesario enviar un SMS, el operador de telecomunicaciones lo carga de forma independiente. Por tanto, en un uso cotidiano, los usuarios prefieren sistemas como tarjetas monederos o plataformas de pago tradicional mediante tarjeta de crédito.

Lector de tarjetas en el móvil

Los smartphones (teléfonos que permiten navegar en la Red) con pantalla táctil han permitido desarrollar iniciativas que simplifican el proceso de pago mediante el terminal, ya que disponen de un entorno gráfico muy fácil de manejar al realizar la transacción. El pago a través de la página web personal en la entidad bancaria de cada usuario puede ser el sistema más rentable, puesto que no implica convertir al operador en un banco y, por ello, no supone sobrecostes, si bien exige la exposición pública de cuentas bancarias e imprime cierta lentitud al proceso al no ser automático.

Las recientes iniciativas utilizan un lector de tarjetas magnéticas para no mostrar cuentas, automatizar el proceso y romper la barrera de entrada de los usuarios

Por este motivo, han surgido recientes iniciativas que disponen de un lector de tarjetas magnéticas para no mostrar cuentas, automatizar el proceso y romper la barrera de entrada de los usuarios al no requerir de un sistema alternativo a las tarjetas de crédito.

Square es un sistema de pago mediante un lector de tarjeta instalado en el terminal. En un principio, el lector estará disponible para el iPhone e iPod Touch, así como para algunos teléfonos móviles basados en el sistema operativo Android. El proyecto está impulsado por Jack Dorsey, uno de los fundadores de Twitter.

Square funciona con un pequeño dispositivo que se engancha al terminal mediante la conexión de carga del teléfono (en el iPhone, esta conexión también incluye entrada de audio) y permite utilizarlo como lector de banda magnética de las tarjetas de crédito. El funcionamiento del sistema está pensado para simplificar la transacción. Para ello, una vez pasada la tarjeta de crédito a través del lector de Square, en la pantalla del terminal aparece el recibo, que se puede firmar sobre la propia pantalla táctil y enviar de forma automática por correo electrónico.

Los usuarios registrados pueden tener un histórico de las transacciones efectuadas y asociar una fotografía personalizada para añadir más seguridad en el proceso de pago. Estará disponible en el mercado durante 2010 y, por ahora, sus promotores han firmado acuerdos con MasterCard y American Express para permitir el uso de Square con las tarjetas de estas compañías.

Mophie es una empresa de accesorios para el iPhone, como carcasas y baterías. El pasado mes de enero presentó una carcasa fija para el teléfono, que cuenta con un lector de tarjetas magnéticas en su parte inferior. Mophie Marketplace estará disponible para las versiones 3G y 3GS del iPhone. Este sistema se completa con una aplicación para gestionar y realizar los pagos. Los datos de la tarjeta leídos a través del lector se encriptan al escanearse y, por seguridad, no se almacenan en el teléfono móvil. Una vez concluida la transacción, el sistema envía un mail con los datos del sitio donde se ha realizado, así como el recibo de compra electrónico.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones