Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda > Compra

Los pagos extra en la compra de un piso

Pueden suponer hasta un 10% más sobre el precio de la vivienda

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 11 octubre de 2002

Comprar un piso supone un gran desembolso. Pero no sólo requiere pagar la hipoteca mes a mes. Poner en marcha la aventura de la adquisición de una vivienda obliga a hacer frente a una serie de ‘papeleos’ iniciales que en total representan un coste extra de hasta un 10% del valor de la casa. Son las gastos de la escritura, el registro y los impuestos y para un piso de 120.000 euros obligan a disponer de un ‘colchón’ en efectivo de 12.020 euros.

Trámites

La compra de un piso constituye para la mayoría de los ciudadanos la inversión más importante de su vida. En buena parte de los casos supone endeudarse por veinte o treinta años, por lo que a la hora de realizar el desembolso hay que tener en cuenta muchos factores. Primero hay que calibrar las posibilidades monetarias de que dispone cada uno y en función de esta valoración se elegirá la vivienda. Una vez que se tiene claro a qué tipo de casa se puede hacer frente y, por tanto, cuánto se puede gastar uno, se debe estudiar cómo se paga la vivienda. El crédito hipotecario es la opción más generalizada, pero también la que exige un mayor estudio y atención por parte del comprador.

Pero aquí no se acaban los problemas, en el momento de la compra hay una serie de costes, que no están incluidos en el precio final de la vivienda, y que sin embargo hay que tener previstos si uno no quiere llevarse una sorpresa desagradable. El coste de estos trámites depende del precio de la vivienda, pero vienen a suponer de forma aproximada un 10% del importe de la misma.

Además, hay que añadir que la mayoría de estos pagos se hacen en efectivo, por lo que se hace imprescindible tener liquidez. En cualquier caso, la Federación de Usuarios y Consumidores Independientes, FUCI, recomienda como paso previo a la compra de la vivienda y al pago de estos costes ‘extras’ acudir al Registro para comprobar si la vivienda está gravada con alguna carga o gravamen (hipotecas, embargo o carga urbanística), así como cotejar con el presidente de la comunidad de vecinos el estado de la cuotas de comunidad; que no haya nada pendiente.

Impuestos

En el caso de que se haya adquirido una vivienda de segunda mano, hay que hacer frente al pago de varias tasas. En primer lugar, el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales (ITP), que ronda el 4%, 6% y el 7% del precio del piso, según que casos y zonas (para el centro de Madrid, por ejemplo es del 4%). Si por el contrario nos hemos decidido por comprar una casa nueva, deberemos abonar un 7% del IVA, además de un 0,5% en concepto de Actos Jurídicos Documentados. Para las viviendas de protección oficial y para las viviendas de promoción pública el IVA que se abonará será del 4%. Para evitar apuros, hay que saber que el IVA se paga en el momento de la compra, en tanto que los demás impuestos se desembolsan al escriturar.

También existe el Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, conocido como de plusvalía. Su importe varía en función del aumento del valor del suelo donde se ubica la casa. El vendedor suele hacer frente a este pago -excepto en Navarra, que lo paga el comprador-, aunque en ocasiones los gastos se reparten.

Enlace de interés

Escuelas del consumidor on-line: Comprar vivienda

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 2]
  • Ir a la página siguiente: Notaría y gestoría »

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones