Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda > Comunidades de vecinos, seguros y legislación

Ser víctima de un robo durante el verano

Aeropuertos, estaciones de ferrocarril, hoteles y restaurantes son los lugares donde más robos a turistas se cometen

Cuando llega el descanso vacacional para unos, comienza el trabajo para otros, en especial en zonas turísticas. Porque en estas fechas es cuando hacen acto de presencia los “cacos”. Aeropuertos, estaciones de ferrocarril, hoteles y restaurantes son los lugares donde más robos a turistas se cometen.

En zonas turísticas

Comienza el verano y millones de personas buscan un destino que les haga olvidar la rutina diaria. Es el descanso, las vacaciones. Pero, con ellas, salen a escena los “amigos de lo ajeno”. Su presa es todo individuo con cámara de fotos colgada del cuello, gafas de sol, pantalón corto y gorra o sombrero. Es el perfil típico del turista, que conviene evitar. Es imprescindible pasar desapercibido y no portar objetos llamativos para evitar convertirse en el centro de atención.

Los ladrones, saben cómo, dónde y cuándo actuar. Pero, a veces, su pericia y astucia se mezcla con las facilidades que le proporciona la víctima del hurto. Porque al salir de vacaciones es normal relajarse, despreocuparse y convertirse en blanco fácil para los delincuentes.

En los aeropuertos lo que más se roba son carteras y pasaportes para falsificarlos

El dinero, o todo aquello que se pueda materializar como tal, es el objetivo número uno y casi único del delincuente. Y ¿dónde está el dinero en verano?

  • En la zona centro de las ciudades.
  • En las costas, donde se concentra un elevado número de turistas.

  • En aeropuertos. En las terminales el turista va cargado de bultos, con el billete en la mano, y espera ansioso en la cola de embarque, concentrado tan solo en el vuelo que tomará. Al estar pendiente de otras cosas, se es más vulnerable. Y en estas situaciones, el ladrón no falla. El robo de parte del equipaje es bastante frecuente, aunque lo que más se roba son carteras y pasaportes para luego falsificarlos.

  • En hoteles: los lugares de alojamiento son otra de las zonas más frecuentadas por ladrones. Bolsos, carteras y, en el peor de los casos, joyas, dinero y tarjetas de crédito son los objetos más demandados por los delincuentes y los más reclamados por sus víctimas. Sin embargo, son lugares más controlados y es más difícil actuar en ellos.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 2]
  • Ir a la página siguiente: Evitar robos »

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones