Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Cómo reclamar en el centro de salud

Para reclamar por un mal servicio en el centro sanitario hay que rellenar una hoja de reclamaciones, que después valorará la gerencia

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 13 julio de 2016

Si en una consulta médica el paciente se siente desatendido o considera que el trato no ha sido adecuado, debe reclamar en su mismo centro de salud. Reclamar en estos casos sirve para defender el resto de derechos sanitarios y, de paso, conseguir que el funcionamiento de los servicios de salud sea el apropiado. Aunque la sanidad es una competencia transferida a las comunidades autónomas, casi todas ellas funcionan de forma similar, tal y como se explica en este artículo, para exponer la queja: hay que rellenar una hoja de reclamaciones en el centro, que se trasladará a la gerencia de Atención Primaria; y si la persona no es atendida, podrá reclamar ante los servicios de Atención al Paciente de la comunidad en cuestión.

Imagen: SimpleFoto

Lo habitual cuando se está enfermo es acudir al médico de cabecera en el centro de salud correspondiente. Y también lo normal es que atiendan con amabilidad y valoren la dolencia con profesionalidad. Sin embargo, a veces se tiene una mala experiencia en el centro sanitario y, en estas ocasiones, siempre se debe reclamar.

¿Reclamar al centro de salud?

Sí, siempre. Si no se está conforme con la atención médica recibida, es muy importante expresar la queja o el desacuerdo. Las reclamaciones y sugerencias son la vía de participación que el paciente tiene en el Sistema Sanitario, al manifestar su opinión sobre su funcionamiento. Además, es el cauce para asegurar que se tienen en cuenta el resto de derechos sanitarios.

Imagen: NEC Corporation of America

¿Cuándo y qué se puede reclamar?

Se puede reclamar sobre casi todo. Se puede expresar una queja por defectos de funcionamiento, estructura, recursos, organización, trato o asistencia del centro sanitario. Es decir, se puede presentar una reclamación siempre que, como paciente, no se esté satisfecho con la atención recibida.

No se debe confundir esto con presentar una denuncia por una posible infracción de la legalidad, un recurso administrativo, una reclamación previa al ejercicio de acciones judiciales, una reclamación por responsabilidad patrimonial de la Administración o una reclamación económico-administrativa. Como son vías diferentes, presentar una reclamación en el ámbito sanitario no interrumpe los plazos para interponer recursos o ese otro tipo de reclamaciones.

¿Cómo reclamar al centro de salud?

Cuando un paciente está insatisfecho, la forma usual de hacer la queja es por escrito, aunque también se puede hacer de modo verbal, intentando dejar constancia.

Así, se puede solicitar en el centro de salud las hojas de reclamaciones para realizar la pertinente protesta. En ella se deben detallar los datos suficientes para identificar tanto a la persona de quien uno se queja como el paciente: número de Seguridad Social, DNI, domicilio, etc. Es muy importante redactar con claridad los hechos sucedidos, toda la información que permita resolver la reclamación.

Si no se utilizan las hojas de reclamaciones, la queja es también válida, pues no importa el formato. Eso sí, es importante pedir una copia sellada de la misma, por si fuera necesario recurrir a futuras reclamaciones.

Imagen: Syda_Productions

¿Dónde presentar las quejas?

  • Presencial. Se pueden presentar en el propio centro de salud, pero también en las oficinas de registro de la comunidad autónoma de residencia, de la Administración general, de otras comunidades autónomas, oficinas de correos y en representaciones diplomáticas u oficinas consulares de España en el extranjero.

  • Por Internet. Para presentar la solicitud y documentación a través de la Red es necesario disponer de uno de los certificados electrónicos reconocidos por la comunidad autónoma en cuestión. La solicitud y documentos, una vez rellenos, se remiten a la unidad administrativa competente para su tramitación. En algunas comunidades, como Madrid, cabe la posibilidad de recibir las notificaciones vía telemática, siempre y cuando el usuario esté dado de alta en el sistema de notificaciones telemáticas, y también se puede autorizar la consulta de determinados documentos. Esta opción resulta muy cómoda para el ciudadano, pues le exime de la obligatoriedad de presentar los documentos que solicitan.

    Si se realiza por Internet pero no se dispone de un certificado digital, se debe imprimir la reclamación en papel, firmarla y presentarla en los registros antes citados.

¿Cuándo contestan?

Los responsables del centro sanitario están obligados a responder a estas solicitudes. El plazo para tener una respuesta es de 30 días hábiles. Si el paciente no es debidamente atendido con estas reclamaciones, no hay que olvidar que tanto el Ministerio de Sanidad como las comunidades autónomas tienen un servicio de atención al paciente, al que es posible dirigir las quejas.

¿Y cómo reclamar en un centro privado?

Las reclamaciones o sugerencias que se refieran a centros privados se tienen que presentar en el centro, servicio o establecimiento al que se refieran. También se puede hacer ante el Servicio Territorial de Sanidad competente en materia de Sanidad.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones