Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Viajes > Derechos y trámites burocráticos

Seguros para vacaciones

Conviene analizar diversas pólizas desde el momento en que se empieza a planificar el veraneo

El verano se acerca y, con él, llegan las ansiadas vacaciones. En los días de asueto casi todo el mundo aprovecha el buen tiempo para practicar su deporte favorito (pesca, golf, navegación, etc.) o hacer realidad el viaje soñado durante todo el año (crucero, safari, estancias en el extranjero…). Todo ello implica realizar actividad física, algo que entraña riesgos. Por este motivo, conviene tener en cuenta la posibilidad de contratar un seguro que cubra las posibles contingencias que puedan ocurrir. Para evitar problemas, es aconsejable analizar las diversas pólizas desde el momento en que se empieza a planificar qué hacer durante el verano.

Seguro de cancelación

Un seguro de vacaciones puede formalizarse de manera personalizada o a través de aseguradoras, que recomendarán la mejor opción para los intereses del cliente. Como mínimo, y para empezar, quienes vayan a desplazarse a un destino internacional en vacaciones, deben contratar un seguro de cancelación. La mayor parte de agencias de viaje y compañías de seguros brindan esta posibilidad. Este tipo de seguro no es obligatorio, pero en determinados casos -cuando el viaje se ha concertado con cierta antelación- es una opción que evita posibles contratiempos.

Si se anula un viaje cuando se carece de seguro de cancelación, el usuario debe abonar los gastos de expedición y gestión

No obstante, se puede recurrir a otras alternativas para conseguirlo. Una de ellas es hacerlo a través de determinadas tarjetas de crédito de gama alta, si el viaje se abona con este medio de pago, ya que llevan aparejadas este tipo de pólizas.

En caso de cancelación del viaje, sin seguro, el usuario debería abonar los gastos de expedición del billete y de gestión del viaje. Con un seguro, el viajero está potegido por un precio asequible. La tarifa de esta garantía depende del destino seleccionado: los seguros que cubren viajes dentro de nuestras fronteras tienen un precio medio que oscila entre 5 y 10 euros; a estos se suman otros 5 euros en el caso de que el viaje se realice dentro de la Unión Europea. Los viajes al continente americano y otros destinos internacionales tienen un coste más elevado, que puede rondar 20 o 30 euros.

La oferta aseguradora

Las compañías de seguros tienen diferentes propuestas. Se refieren, en gran medida, a actividades deportivas que se practican en los meses de estío, aunque no faltan las propuestas encaminadas a asegurar cruceros o viajes de estudios.

  • European de Seguros cuenta con una póliza para los usuarios que se decanten este verano por un viaje por mar. El Europea Cruceros admite una garantía de anulación que permite contratar un crucero con la antelación que la agencia de viajes solicite y con la seguridad de recuperar el dinero en caso de no poder partir en la fecha esperada. Para los aficionados al golf, el Golf Eagle contempla coberturas comunes como accidentes, equipajes, asistencia a personas o responsabilidad civil privada y cobertura ante cualquier contingencia que pueda surgir tanto durante los traslados para la práctica del golf, como en el campo de juego.

    Los jugadores que desarrollen este deporte con mayor regularidad también están asegurados a través de la póliza Golf Birdie, que brinda las mismas prestaciones, pero para periodos más largos.

    Los escolares que realicen viajes en verano están cubiertos por la póliza Europea School, destinada a cubrir desplazamientos de estudiantes con motivo de fin de carrera, de curso, excursiones, acampadas, etc. Cuenta con garantías de gran utilidad para este tipo de viajes: equipaje, gastos médicos, traslado de dos familiares en caso de hospitalización del alumno o repatriación.

  • Mapfre basa su propuesta vacacional en su póliza para embarcaciones de recreo, ya sea a motor o a vela, cuya finalidad es el disfrute y recreo de sus propietarios. Mediante este seguro se da cobertura a las indemnizaciones a las que hubiera que hacer frente por los daños que la embarcación pueda causar a terceras personas (seguro obligatorio) y, de modo opcional, a los daños registrados en la propia embarcación.

    Su propuesta más innovadora, sin embargo, es el Seguro para Safari, con asistencia médica por enfermedad o accidente y toda una serie de prestaciones especiales para estos paquetes turísticos. Entre ellas, destaca la indemnización por pérdida definitiva o extravío/destrucción del equipaje facturado en vuelo. Tampoco faltan las referidas a la demora en la salida del medio de transporte aéreo o por "overbooking" y la pérdida de conexiones en los aeropuertos.

  • Generali Seguros ha diseñado su póliza Náutica, destinada a quienes aprovechen las fechas estivales para practicar deportes relacionados con el mar. Cubre frente a pérdida total, abandono, averías particulares, robo, accidentes y responsabilidad civil, incluida asistencia en viaje y defensa jurídica.

  • La propuesta de Liberty cubre los daños a los que está expuesta la embarcación, motor, velamen, aparejos y enseres, así como la responsabilidad civil frente a terceros por daños causados a otras embarcaciones, instalaciones marítimas o personas. Además, la Liberty Golf garantiza los daños y robo del equipo mientras estén guardados en el cuarto de caddy master o tienda profesional de un club oficial.

  • Ocaso Seguros también comercializa una póliza para embarcaciones de recreo. Brinda las máximas coberturas mientras sus clientes practican su deporte favorito.

  • La afición de la pesca está recogida en la oferta de la compañía Pelayo, cuya póliza para pescadores contempla un seguro de responsabilidad civil de pescador de suscripción obligatoria, y daños materiales y corporales. Otro de suscripción voluntaria garantiza las indemnizaciones que deben satisfacerse a terceros por daños corporales causados a las personas.

  • En esta línea se sitúa la estrategia de Zurich Seguros. Su seguro de pesca deportiva incluye responsabilidad civil ante terceros, reclamación de daños, accidentes o asistencia en viaje, entre otras prestaciones.

    Esta aseguradora cuenta además con un seguro de embarcación, con asistencia en el mar todo el año. Tiene cobertura automática hasta 200 millas, ampliables con la máxima protección e indemnización de las averías en la embarcación.

  • Para los amantes del mar, Catalana Occidente cuenta con una póliza similar a las citadas. Añade la cobertura de los gastos de remolque de asistencia marítima.

  • Axa propone un seguro de embarcaciones que se puede contratar desde 60 euros. Sus prestaciones son las mismas que las de la competencia.

  • Embarcaciones de Recreo es el producto de Allianz. Su objetivo primordial es la concesión a los navegantes particulares de la más completa protección en lo relativo tanto a daños a personas como a la propia embarcación asegurada. Esta aseguradora también incorpora una póliza de pesca para garantizar la responsabilidad civil por daños personales y materiales causados a terceros.

DURACIÓN DE LA ESTANCIA

El seguro también se puede seleccionar en función de la duración de las vacaciones. Así se puede contratar Vacaciones Trotamundos, el seguro de Mondial Assistance, desde 273 euros y para cualquier destino internacional. Otra modalidad es la póliza destinada a los grupos con más de 10 personas, que puede contratarse desde 8,42 euros por persona.

Europ Assistance tiene un seguro para viajes frecuentes de corta duración, hasta 62 días. Otra posibilidad que ofrece a sus clientes es la póliza para viajes temporales. También cuenta con un producto para estancias cortas, de fácil contratación, con asistencia internacional y cuya prima es más asequible para sus titulares.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones