Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Asesores financieros legales

Las empresas de asesoramiento financiero independiente ganan adeptos por la incertidumbre y deudas de los ahorradores

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 19 marzo de 2010
img_monedas 21

Quiebra de Lehman Brothers, pérdidas millonarias con productos estructurados, fondos de inversión inmobiliaria que no permiten rescatar el dinero… La crisis ha dejado al descubierto algunos paradigmas, que se dan por ciertos, del mundo de la inversión: determinados productos financieros que se vendían como instrumentos exentos de riesgo no cumplían con esta máxima, el tamaño de un banco no le blinda ante una posible quiebra y el ahorro no está seguro si se invierte en productos complejos con cláusulas incomprensibles. La experiencia ha llevado a muchos ahorradores a buscar refugio en los productos de ahorro clásicos y pocos se atreven a aventurarse con inversiones más arriesgadas. Para facilitar su tarea al usuario, en 2008 se reguló la figura de un tipo de sociedad específica: las Empresas de Asesoramiento Financiero Independiente (EAFI), compuestas por asesores reconocidos de forma legal. Su función es recomendar a inversores particulares o a empresas qué pasos seguir de acuerdo a su situación.

¿Qué son las EAFI?

/imgs/2009/09/monedas-articulo.jpg

Las Empresas de Asesoramiento Financiero Independiente (EAFI) están reguladas en la Ley del Mercado de Valores, el Real Decreto 217/2008, de 15 de febrero, sobre régimen jurídico de las empresas de servicios de inversión, y por la Circular 10/2008, de 30 de diciembre, de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), sobre Empresas de Asesoramiento Financiero. La normativa entró en vigor a principios de 2009, con lo que es una figura de muy reciente creación. Desde entonces, sólo ellas pueden prestar asesoramiento, dar recomendaciones personalizadas y bien documentadas a inversores particulares o a empresas.

Esta normativa ha servido para regular una función que, antes de la crisis, realizaban un buen número de empresas sin contar con la profesionalidad necesaria. Acudir al registro de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) para comprobar si una compañía está inscrita bajo esta modalidad es una garantía para el inversor. Si no está registrada, se puede considerar como una modalidad de “chiringuito financiero”, que presta servicios de inversión sin autorización para ello. En total, hay 19 EAFI registradas en la CNMV. El listado completo puede consultarse en la web de esta entidad.

¿Qué servicios prestan?

Las EAFI asesoran en materia de inversiones. Pueden hacer recomendaciones a particulares o empresas sobre activos financieros como fondos, acciones, derivados, planes de pensiones o seguros. Se puede pedir consejo sobre la conveniencia de invertir en determinadas acciones o solicitar sugerencias acerca del plan de pensiones más adecuado.

Para cumplir con la ley, deben prestar asesoramiento personalizado, no recomendaciones genéricas

Para cumplir con la ley, deben prestar asesoramiento personalizado. No pueden emitir recomendaciones genéricas, como aconsejar a un cliente que invierta en Bolsa, sin más. Hay que especificar en qué valores concretos o a través de qué fondos de inversión u otro tipo de instrumentos.

Las EAFI deben asegurar el respeto a las normas de conducta y la protección del cliente con un reglamento interno que regule su actuación. Además, tienen que cumplir ciertos requisitos: acreditar solvencia, un capital mínimo, un seguro de responsabilidad civil o una combinación de capital y seguro.

¿A quién interesa acudir a una EAFI?

Cualquier inversor que se sienta perdido y no sepa en qué producto depositar su dinero puede acudir a estas sociedades en busca de ayuda y orientación. Sobre todo, cuando cuenta con cantidades significativas, desde 50.000 ó 100.000 euros. Las empresas emitirán sus consejos tras analizar la situación económica y de mercados del momento, y según el perfil de inversión y la edad del cliente.

Los asesores son gestores con profundos conocimientos de análisis fundamental, macroeconomía, análisis técnico, fiscalidad, etc. Utilizan todas las herramientas del análisis y todos los informes para tomar decisiones. El análisis cuantitativo y los controles de riesgo apoyan sus recomendaciones.

Cualquier inversor que no sepa dónde depositar su dinero puede acudir a estas sociedades

Los profesionales que formen parte de una EAFI deben acreditar conocimientos y experiencia referidos a asesoramiento en materia de inversiones, gestión de patrimonios, análisis u otras actividades relacionadas con el mercado de valores. Para ello, es necesario que dispongan de títulos universitarios o certificaciones profesionales. En España, una de las más importantes es la certificación EFPA de asesor financiero, con reconocimiento europeo.

En el ámbito de las empresas, pueden prestar servicios auxiliares, como asesoramiento sobre su estructura de capital, estrategia industrial o una posible fusión o adquisición.

Paginación dentro de este contenido


RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones