Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Me ha tocado la lotería, ¿cómo rentabilizo el premio?

Los 720.000 euros del boleto ganador de la lotería de Navidad pueden revalorizarse en más de un 3% si se invierten bien

Un total de 720.000 euros es la cantidad que obtendrán los agraciados que tengan entre sus manos la papeleta con el número “gordo” de la Lotería de Navidad. ¿Qué hacer con tal suma de dinero? Son numerosas las alternativas para rentabilizar esta cantidad durante el próximo año y añadir unos cuantos miles de euros al premio. Las opciones de inversión son muy variadas, desde contratos en renta fija o los derivados de la renta variable, hasta alternativas más arriesgadas, como invertir en oro físico. De cualquier modo, los dueños del décimo ganador podrán incluir entre sus ganancias un mínimo de 21.600 euros como fruto de la rentabilidad de su inversión. Es más, si esta es acertada, podrán revalorizar su capital inicial en más de un 5% y obtener unas plusvalías a partir de 36.000 euros. Esta revalorización con respecto a otros años se debe a que en 2011 el “gordo” es el mayor premio otorgado en un juego de azar en la historia de España, con un total de 720 millones de euros a un solo número, en sus 180 series. No obstante, también será el primer año en el que entren en el bombo todos los números comprendidos entre el 00000 y el 99.999, por lo que las probabilidades de que toque serán menores, en relación a otros ejercicios.

Un premio rentable

/imgs/2007/12/loteria-navidad.jpg

No hay normas fijas, la cuestión es acertar en la elección. Y eso no es poco. Escoger una u otra forma de invertir el dinero de un décimo agraciado no es fácil.

La inversión puede basarse en productos financieros de corte defensivo (deuda pública y depósitos, sobre todo), que permitan unas plusvalías de entre el 1,50% y el 6%, o en renta variable, con lo que la revalorización del capital invertido podría sobrepasar estos parámetros. Esto es así en caso de que las Bolsas respondan bien a la refundación de la Unión Europea, a pesar de que este año las minusvalías oscilan en torno al 12%. Además, cabe la posibilidad de contratar otros productos específicos y destinados a perfiles agresivos, como “warrants” u opciones de futuro, si bien son operaciones más adecuadas para inversores que conozcan los mercados financieros o, cuando menos, estén asesorados por un analista financiero independiente.

Deuda pública

Una de las alternativas más seguras y sólidas para rentabilizar el premio obtenido en la Lotería de Navidad es acudir a uno de los muchos productos de deuda pública del Tesoro. Es una de las más indicadas para los perfiles conservadores, que no quieren sorpresas negativas ni estar pendientes de los vaivenes de la renta variable. En estos momentos brindan una mayor rentabilidad con respecto a otros ejercicios. Sin embargo, tienen el inconveniente de que algunos se destinan a plazos muy largos, como en el caso de las Obligaciones del Estado.

Una de las alternativas más seguras y sólidas para rentabilizar el premio de la lotería es acudir al Tesoro Público

Si la persona agraciada se decide por contratar alguno de estos productos, debe tener en cuenta que el Tesoro Público emite diversos valores, a distintos plazos:

  • Letras del Tesoro, a seis y a 12 meses.
  • Bonos del Estado, a tres y cinco años.
  • Obligaciones del Estado, a 30 años.

Casi siempre se cumple la norma de que “cuanto mayor es el plazo, mayor es la rentabilidad”, aunque tienen más riesgo de mercado los productos a mayor plazo. La rentabilidad de la última subasta del Tesoro oscila entre el 5,11% de las Letras a tres meses y el 6% de las obligaciones a 30 años. Ello se traduciría en una rentabilidad durante el próximo ejercicio de 36.792 y 43.214 euros, respectivamente, en función de la contratación de uno u otro producto.

Este incremento en la rentabilidad de Letras, Bonos y Obligaciones durante el año respecto a ejercicios anteriores se debe a los problemas en los mercados de la Deuda Pública de los países periféricos de la Unión Europea. En el caso de las Letras a 12 meses, han pasado de tener una rentabilidad media de entre el 3% y 4% a primeros de año, al 5% a finales de noviembre.

Las letras están exentas de retención y sus rendimientos tributan al tipo fijo del 18%

Otro de los atractivos de contratar cualquiera de estos productos es su tratamiento fiscal, ya que las letras están exentas de retención y sus rendimientos tributan al tipo fijo del 18%, lo que hace que su rentabilidad sea más competitiva frente a otros productos financieros. Por el contrario, algunos de estos productos impiden disfrutar del dinero ganado durante un plazo lejano (tres, cinco, diez e, incluso, treinta años).

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 2]
  • Ir a la página siguiente: Depósitos »

RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones