Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación

¿De dónde procede el cabello de ángel?

Se obtiene a partir de la calabaza confitera, empleándose como relleno de múltiples productos de repostería y pastelería.

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 22 enero de 2004
El cabello de ángel se prepara a partir de una variedad especial de calabaza llamada "confitera". El resto de ingredientes que se utilizan para su obtención son el azúcar y la corteza de limón o la canela.

Calabaza confitera

La calabaza confitera o "calabaza de cabello de ángel", es una variedad de invierno, de sabor más dulce que las variedades de verano. Su carne es tierna, jugosa, filamentosa y de color variable, y su piel es muy gruesa, rugosa y consistente, lo que permite que se conserve en óptimas condiciones durante largo tiempo. En su interior presenta una zona hueca en la que se encuentran las semillas o pepitas.

Cabello de ángel: como prepararlo

Esta receta sirve de relleno para muchos productos de pastelería y repostería, que cocinados en casa, resultan muy apetecibles para celebrar las ocasiones especiales. Para preparar este dulce conviene comprar una calabaza lo más madura posible. Primero y con ayuda de un buen cuchillo hay que quitar toda la corteza. A continuación, se corta la pulpa en trozos, se eliminan todas las pepitas y se pone al fuego en una cazuela con agua hasta que quede bien cocida. Una vez fría, hay que apretar y exprimir con las manos cada trozo de calabaza para que se vayan soltando los hilos o hebras. Tras este proceso se pone de nuevo la calabaza en una cazuela con agua fría, se le da de nuevo un hervor y se deja en reposo. Después se la deja en un colador para que se escurra bien. Por último, se pone en una cazuela al fuego la misma cantidad de azúcar que de pulpa de calabaza bien escurrida, un poco corteza de limón o canela y un vaso de agua. Se deja cocer hasta que se forme un almíbar, se añade la pulpa de calabaza y se deja cocer el conjuto hasta que los cabellos queden tiernos y el almíbar bastante espeso. A partir de la calabaza confitera también se pueden elaborar galletas, flanes, pudines o pasteles e incluso mermeladas y confituras. En realidad, es muy común incluirla como ingrediente en todo tipo de mermeladas caseras para variar su sabor y duplicar la cantidad de producto final.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto